DÍAS DE ASAMBLEA PARA NUESTRA ASOCIACIÓN

Los pasados 28 y 29 de septiembre, ha tenido lugar, en la Residencia Infanta María Teresa, las Asambleas General Ordinaria y Extraordinaria de APC, en un contexto de importantes medidas de seguridad por razones obvias, que no han ensombrecido el contenido de todo lo allí consensuado y acaecido. DESCARGA LA REVISTA EN PDF La Junta…

IN MEMORIAN AL CABO HONORÍFICO FERNANDO AMOR CALVO

Descarga el artículo en PDF             En la mañana del pasado día 03 de agosto se celebró en el Acuartelamiento del Puesto de San Sadurniño de la provincia de A Coruña, acto de homenaje al Cabo Honorífico de la Guardia Civil D. Fernando Amor Calvo, víctima de atentado de la banda terrorista E.T.A. en la…

No ofende el que quiere, sino el que puede

Descarga la revista en PDF APC-GC sabe que la Guardia Civil es el objeto de deseo de todos los políticos. Es la Institución mejor valorada después de la Corona y el estar con o contra la Guardia Civil es garantía de estar en el candelero mediático. Los guardias civiles, que son quienes hacen a la…

AHORA MÁS QUE NUNCA, “YO SOY GUARDIA CIVIL”

Estamos viviendo momentos duros, aciagos, dolorosos, tristes y porque no decirlo, en ciertos momentos, con angustia.

Nos encontramos en una dura crisis, en una guerra, si, en una guerra contra un enemigo invisible, virológico, que ataca sin piedad a los más débiles y en ocasiones a los sanos, y como tal, somos el primer muro de contención, para que nuestros hermanos de la sanidad tengan que lidiar con el menor número de enfermos posibles.

HUNDIMIENTO DE UN EMPLEO.

Como si de un drama griego se tratara, con sus partes fundamentales de prólogo, episodio y éxodo, exponemos la segunda parte de un acto teatral cuyo desenlace será triste sin solución. En la tragedia griega el desenlace es la caída de un personaje importante: aquí detallamos la caída de un colectivo importante de 7500 hombres y mujeres; los Cabos.

Sucinta radiografía de la problemática de los empleos de cabo de la Guardia Civil: reforma o extinción

Desde la fundación del Cuerpo en 1844 no ha existido ninguna duda que el Cabo fue la columna vertebral de la Guardia Civil. El Cabo era la máxima “autoridad militar” en los pueblos que tenían el privilegio de contar con un Cuartel de guardia civiles; el Cabo era la encarnación viva del poder ejecutivo del Estado en los rincones más recónditos de nuestra geografía patria. En antaño, decir Cabo de la Guardia Civil era decir mando, orden, disciplina, autoridad, prestigio, respeto. Tanto caló la figura del Cabo de la Guardia Civil en la vida diaria de los españoles que a buen seguro no hay otro empleo en toda la Institución que más haya sido filmado, novelado o pintado a lo largo de estos 175 años de historia de la Institución.